domingo, 13 de diciembre de 2009

¡Felices Navidades!

Como me voy casi un mes a África, a recorrer todo por el desierto Marruecos, Sahara Occidental hasta Mauritania, donde pensamos pasar a pesar de las advertencias y ruegos de familia y amigos, siento la necesidad de dejar un mensaje de despedida. Pero no porque piense que no voy a volver o que nos van a secuestrar que, aunque puede pasar en estos tiempos combulsos e incomprensibles, no creo que sea probable.
Pero como voy a estar un mes sin poder escribir en el blog, por lo menos os dejo un mensaje de "hasta luego", por no decir despedida.
Y como soy muy poco original y estoy decidido a ir recopilando en mi blog los mensajes, escritos, etc. que han sido importantes en mi vida, os quiero dejar, para que reflexionemos, el último mensaje de despedida de Baden Powell.
Me resisto a pensar que son cosas trasnochadas y que ya no pueden "tocarnos en nuestras fibras más sensibles". Me niego a aceptar que somos insensibles a las palabras y deseos hermosos y que no podemos enarbolar un texto como ideal de vida.
Que cada uno lo vea como quiera, que lo tome por donde desee, pero que, al menos, nos lleve a meditar y a cuestionarnos nuestro modo de vida ahora que se acerca el final de un año
y es un momento propicio para ello.

Último mensaje del Jefe


Queridos Scouts:

Si alguna vez habéis visto el juego de Peter Pan, recordaréis como el jefe de los piratas estaba siempre haciendo su último discurso de despedida, por temor de que, posiblemente, cuando llegara la hora en que había de morir, no fuera a tener tiempo para darlo a conocer. Así me sucede a mi, y aun cuando no me estoy muriendo en estos momentos, esto tendrá que suceder uno de estos días y deseo deciros unas palabras de despedida.
Recordad; ésta es la última que oiréis de mi; por tanto, meditadla.
Tengo para mi que Dios nos ha puesto en este mundo encantador para que seamos felices y gocemos de la vida. Pero la felicidad no proviene de la riqueza, ni de tener éxito en la carrera simplemente, ni dándose uno gusto a sí mismo. Un paso hacia la felicidad es hacerse uno sano y fuerte, cuando niño, para poder ser útil y así poder gozar de la vida cuando se es hombre.
El estudio de la naturaleza os enseñará como ha llenado Dios de cosas bellas y maravillosas este mundo, para que lo podáis gozar. Estad satisfechos con lo que os haya tocado y sacad de ello el mejor partido que podáis. Ved siempre el lado bueno de las cosas y no el malo.
Pero la verdadera manera de obtener la felicidad es haciendo felices a los demás
. Tratad de dejar este mundo en mejores condiciones de como lo encontrasteis; de esa manera, cuando os llegue la hora de morir, podréis hacerlo felices porque, por lo menos, no perdisteis el tiempo e hicisteis cuanto os fue posible por hacer el bien. "Estad Listos" en esa forma, para gozar una vida dichosa y morir dichosos; asíos a vuestra Promesa Scout siempre, aun cuando hayáis dejado de ser muchachos. Que Dios os ayude a hacerlo así.
Vuestro amigo, Baden Powell of Gilwell

5 comentarios:

Abe dijo...

¡¡Trasnochado más que trasnochado!!
En fin Francisquito, son cosas como este mensaje de BP, otras que nos ha tocado vivir y los compañeros con los que las hemos vivido, las que han hecho de nosotros los hombres que somos, yo seré trasnochado pero las comparto al 101%, claro en mi versión sin Dios...
Disfruta del viaje a la vuelta nos pones al día, a por cierto "yo más" ;D
Un saludo.

superop dijo...

Tranquilo, no ha tocado "mi fibra mas sensible"... esa está a buen recaudo dentro de mis calzoncillos.
Por otra parte, si nuestros gobernantes mundiales hubieran sido scouts, otro gallo nos habría cantado... "dejar el mundo mejor de como lo hemos encontrado". Esa frase creo personalmente que es la Ley que rige el Universo. Y si el Universo decide que para mejorarse a sí mismo tiene que acabar con la raza humana, lo hará...

Por otro lado, yo no veo problema en que vuelvas o no... todo está en el deseo. Si deseas volver, volverás...

Feliz Navidad, por cierto, muy buen sitio para celebrar un nacimiento: un horfanato... seguro que el evento puede dar juego para educar a esos niños...

Ire and Silence dijo...

Tío, yo quiero volver a África, y ascender el Kilimanjaro, y recorrer la sabana, y vivir en Kenia o Tanzania...

Tío, cómo te envidio...

Feliz Navidad, un abrazo trotamontero y a ver si este 2010 que entra nos vemos más. Tenemos que contarnos nuestros viajes y aventuras...
Yo de momento también empiezo el año fuera, y es que me voy doce días a Italia, y la nochevieja la pasaremos en Roma. Os echaré de menos.

Hasta la próxima!

Álvaro dijo...

Feliz Navidad franelo, te esperamos para reyes y espero que esta vez te curres un buen video con esas fotos increíbles del Sahara. Pásalo bien por allí y brinda por un año de felicidad, salud y que termine la maldita crisis.
Un fuerte abrazo!!!

Franloksli dijo...

Sabeis que os quiero a todos los que habeis escrito. No puedo poner acentos porque estoy en un maldito teclado frances y no me entero.
A la vuelta os veo a todos, perillanes. Feliz Navidad